Las pymes no están por Linkedin

pymes y LinkedinLinkedin es la red ideal para nuestra imagen y promoción profesional y no hay ponencia sobre esta red en que se nos hable del partido que pueden obtener las empresas, pero tampoco se concreta demasiado. Como a casi todas las redes sociales la pregunta del millón es: ¿Y esto cuantas ventas suponen? Por ahora no hay respuesta, porque las redes sociales no se han creado específicamente como un elemento de generación de demanda (que potencialmente lo son) sino como un marco de comunicación e interrelación.

Y desde esta perspectiva reduccionista no sacamos todo el provecho que podemos de las redes sociales en general y de Linkedin en particular. Eso si, muchas empresas tienen ya su perfil en Linkedin y a veces es más contraproducente que beneficioso, ya que ni la mantenemos ni la trabajamos después del arrebato de euforia que supone incorporarnos a ella.

¿Cómo trabajar entonces esta red para sacarle el máximo beneficio? Sólo hay una respuesta: dedicándole tiempo ( y bastante más que otras redes más intuitivas y facilonas como Facebook y Twitter), con una visión global y con mucho, mucho compromiso.

Sin querer ser un gurú me atrevo a sugerir cuatro reglas a seguir para que Linkedin se convierta en una herramienta de valor para la pyme y un vehículo para su reputación corporativa.

1.- Nuestros empleados son vitales. Podemos tener la mejor página y perfectamente posicionada, pero si no nos preocupamos de que los empleados que tienen su perfil en Linkedin y manifiestan pertenecer a nuestra empresa, tengan un perfil correcto por lo menos de inicio, y todos ven que sus perfiles están más yermos que los Monegros, cualquiera se dará cuenta de que no existe una alineación en la estrategía. Y eso no es nada bueno para nuestra imagen corporativa, o por lo menos la sensación será “pobre”.

Por otro lado es recomendable que nuestros empleados también estén conectados entre sí y con nosotros. Cualquiera de ellos puede conocer en su red a un gerente, un empresario o un director comercial que en algún momento sea interesante contactar con ellos. Nuestros empleados pueden ser la palanca para establecer una relación con terceros beneficiosa para la Compañía. Y eso es algo que debemos explotarlo.

2.- Creemos grupos  para nuestros empleados y para nuestros clientes. Puede parecer una tontería pero esto fomenta las relaciones entre nuestro personal, que se conozcan profesionalmente y probablemente descubramos habilidades desconocidas que puedan ser útiles para la Compañía.

Respecto a crear un grupo exclusivo para nuestros clientes puede parecer baladí, pero independientemente de que fomente las relaciones entre ellos, siendo nosotros el hilo conductor, nos puede permitir generar campañas de fidelización muy dirigidas, así como generar demanda de forma muy personalizada. 

3.- Anunciemos nuestra presencia,  nuestros productos y servicios. Más allá de poner el icono de Linkedin en nuestras piezas comunicativas, quiza es el momento de pedir menos seguidores e introducir el concepto “compartir” en nuestro blog, en la web, en las campañas de e-mailing, para que nuestros clientes y potenciales clientes puedan compartir nuestros contenidos y viralizarlos, e incluso fomentar la creación de una comunidad.

Y anunciarnos. Linkedin nos permite crear pestañas donde presentar nuestros productos  y servicios. ¿Porqué no lo hacemos e incluso aprovechamos la propia red para que tengan la posibilidad de solicitarnos información sobre ellos?

4.- Nos  interesa la competencia y obtener oportunidades de venta. Si nosotros estamos en Linkedin también lo está nuestra competencia. ¿Qué mejor manera de saber que está haciendo en redes sociales, como de cuanto son activos, que están anunciando, que novedades lanzan o que procesos de selección de personal están realizando?  Pues sigámosles, que seguro que nos dicen mucho.

Y participemos en los grupos de debate, o creemos el nuestro propio. No sólo atraeremos a profesionales afines, también podemos hacerlo con clientes potenciales, convirtiendo los grupos en un campo de generación de demanda donde pueden trabajar nuestros equipos comerciales. Ello sin contar que cuanto más activos seamos también podemos convertirnos en un grupo de referencia para todos los usuarios relacionados de Linkedin.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Community Management, Comunicación, Jaume Barris, Management, Marketing, Opinión, Pymes, Redes Sociales y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s