Hay vida más allá del ROI para el Marketing

ROI e IOREl ROI (retorno de la inversión) es una muy buena herramienta para medir la eficacia de nuestras campañas de marketing, conocer su rentabilidad y saber si estamos invirtiendo nuestros recursos de la manera más adecuada. Además, también nos permite comprobar otros aspectos más indirectos como es la conversión de oportunidades en ventas reales por parte de nuestros equipos comerciales y compararlos con otras acciones de venta en las que el marketing no interviene o lo hace de forma indirecta. Y esto sin olvidar que el marketing ayuda a vender y a generar demanda, pero el cierre de ventas corresponde a los equipos de venta.

Pero nos quedaríamos a medias si el ROI fuera el único parámetro de medida, ya que en estos momentos económicos una parte de la rentabilidad de las pymes y de las empresas en general se encuentra en el engagement, en el boca-oreja, en la fidelización de nuestros clientes. En definitiva, en las relaciones que la empresa establece más allá de la generación de demanda y de las acciones comerciales.

En estos tiempos, lo intangible cobra importancia sobre los resultados económicos a corto plazo. El capital humano de la empresa, la satisfacción de nuestros clientes, la viralidad de los nuevos canales de comunicación y el desapego a las marcas son aspectos importantes que obligan a nuevos retos y formas de trabajo disruptivas, más allá de las planificaciones calendarizadas. Tenemos que ofrecer soluciones nuevas en todo momento, encontrar nuevos caminos para acercarnos a nuestros clientes objetivos y adaptarnos a la era digital.

Las webs ya no son escaparates de producto. Exigen ser interactivas, dialogantes, comunicativas, explicativas, pedagógicas, establecer complicidad, abrir nuevos caminos, ganar lealtades, aportar mensajes, vincularse a las nuevas redes sociales, generar contenidos más allá de los inputs comerciales, desvincularse de los gestores “técnicos” y establecer vínculos emocionales frente a nuestros mercados.

Ya no es hablar de marketing. Es hablar también de innovación. Unir la eficacia y la eficiencia que marca la era industrial con la generación de experiencias satisfactorias para los consumidores. Pasemos de los organismos independientes a un ecosistema comunicativo que rompa con las “propiedades” territoriales y exiga trabajo en equipo y colaborativo más allá de la jerarquía y la propiedad de los medios.

¿Pero cómo medimos estas “relaciones”, por lo demás intangibles, o por lo menos escasamente visualizadas ya que muchas veces desconocemos como nos llegan los clientes y más en esta época de transición entre la era industrial y la era digital y la eclosión de las redes sociales como nuevo canal de comunicación, relación y ventas?

Invirtamos el acrónimo y hablemos de IOR (Impacto de las relaciones). Con el ROI, que no debemos subestimar, podemos medir nuestra capacidad para sobrevivir los próximos tres meses. Con el IOR podremos saber si viviremos dentro de 3 años. Lo que hoy funciona, mañana igual no lo hace. Adaptación e innovación son las nuevas leyes que deben imperar en marketing.

Esta entrada fue publicada en Jaume Barris, Marketing, Opinión, Pymes, Redes Sociales y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Hay vida más allá del ROI para el Marketing

  1. Pingback: Hay vida más allá del ROI para el...

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s