I Love Retargeting

retargetingUno de los errores más comunes que cometemos al diseñar e implementar una campaña es darla por finalizada una vez utilizados los canales necesarios, obtenidas las conversiones en oportunidades de venta, analizadas las tasas de apertura, los clicks, los retweets y los “me gusta” en Facebook. No se si le pasará a mucha gente pero a mí siempre me ha quedado un pequeño poso de amargura al comprobar los resultados, por muy satisfactorios que hayan sido, aunque todos sabemos que más del 97% de las visitas que recibimos no convierten en oportunidad de venta, siempre te quedas con la sensación que qué podrían haber sido más.

¿Qué ha sido de aquellos clientes potenciales impactados que no han llegado al funnel de conversión de venta, porque sencillamente no han rellenado un formulario de solicitud de información? ¿Cuántos clientes potenciales que han llegado a mi web para solicitar información, se han acercado a ella por el impacto de la campaña realizada? ¿Qué ha ocurrido con los que han abierto mi e-mail pero no han dado un paso más allá? ¿O los que han clickado en mi campaña de SEM y  no han realizado ninguna acción activa?

Es más… ¿Cómo puedo recuperar esta masa de clientes potenciales y no darlos por perdidos a las primeras de cambio? Y de aquellos que hemos cualificado y pasado a comerciales, pero que no hemos acabado convirtiendo en ventas… ¿Los podría recuperar, o los damos por irremisiblemente perdidos?

Esta es una espina que podemos acabar de desclavarnos con el retargeting. Básicamente es una técnica que a partir de la información básica extraída de las cookies albergadas en el navegador del usuario podemos mostrarles durante un periodo de tiempo anuncios personalizados de productos sobre los que ha consultado o se ha interesado en su navegación, aumentando la posibilidad de la conversión en ventas más allá de la propia duración de la campaña.

La aplicación inmediata del retargeting la tenemos en la realización de campañas en Adwords, que nos ayuda a trazabilizar la navegación de nuestros clientes potenciales a través de nuestra página web, nuestras land-pages e incluso en otros portales y webs con productos y servicios idénticos o similares a los nuestros. Además, y como ventaja, podemos modificar el mensaje de nuestra campaña en función del tiempo que pase entre que visitó nuestra campaña y navegue por otras webs.

En realidad el retargeting es una técnica complementaria a otras estrategias de Generación de Demanda. Como mejor funciona es con los displays y los enlaces patrocinados, ya que Adwords dispone de una extensísima red de sitios web que aceptan esta técnica, lo cual es muy bueno, porque te permite segmentar el retargeting en función de los sitios que visita posteriormente y aquellos que tu defines previamente.

Como habrás deducido el retargeting funciona a partir de los clientes potenciales que visitan tu página web o la landpage de campaña que has creado y, que por lo tanto, aunque sea de una forma muy difusa, ya han entrado en contacto con tu marca, tus productos o servicios. Ese conocimiento previo aumenta las posibilidades de conversión en venta. Pensemos que generalmente el cliente potencial empieza a recoger información cuando aún está valorando bien su necesidad, bien su decisión de compra. Al volverlos a impactar están más avanzados en este proceso de decisión y mucho más sensibles a la oferta que le podamos mostrar.

Eso sí, diseña tus banners de forma personalizada para aplicar esta técnica y ofrécele información únicamente sobre el producto por el que se ha interesado previamente. Y un par de consejo: Utiliza el retargeting con mucha mesura. Mide bien los tiempos de duración y de aparición. Una exposición excesiva puede llegar a cansar a nuestro cliente potencial e incluso puede llegar a aborrecer nuestra marca. Y la campaña siempre funcionará mejor después de un mes o dos de optimización, ya que de esta manera podrás recoger un público objetivo más amplio.

 

Esta entrada fue publicada en Jaume Barris, Marketing, Opinión, Pymes y etiquetada , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a I Love Retargeting

  1. Hola Jaume. Yo también amo el retargeting!

    Aunque lo pasas un poco por encima, me gusta que hables de otros tipos de retargeting, como el de email, que se usan menos y la gente parece pasar por alto muy a menudo.

    Te seguiré por si sigues hablando de estos temas. Saludos!

  2. Lynyrdrider dijo:

    Hola Javier. Tienes mucha razón. No abordo el retargeting en las campañas de e-mailing, pero es una muy buena practica, especialmente si la campaña está basada en ofrecer contenidos de valor, o en el caso del software, demos o aplicaciones de simulación. Este tipo de prácticas genera un volumen mucho mayor de aperturas y, si no somos intrusivos ni agresivos, al volver a impactar sobre estos “potenciales ralentizados” permite rentabilizar mucho mejor las campañas.

    Gracias por seguirme, y seguro que sigo hablando de marketing. Ya sabes el marketing no sólo es un trabajo, también es una actitud.

    Un cordial saludo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s