Crea una página de Facebook efectiva

Hoy por hoy la mayoría de empresas, desde grandes corporaciones a micropymes, tienen una página de Facebook para darse a conocer y, por su popularidad y cantidad de usuarios, se ha convertido en una herramienta de marketing y comunicación importante por su doble dirección: Por un lado interactuamos con nuestros clientes de una forma más “informal” y directa y por otro lado, si pensamos que cada usuario de Facebook tiene una media de 130 amigos, el efecto viral para llegar a nuevos clientes es para tenerlo en cuenta.

Sin embargo, no basta únicamente con crear esa página. Si queremos que realmente nos sea útil debemos tener en cuenta ciertos aspectos que deben ayudarnos a que nuestra página de Facebook no sea nada más que un clon de cualquier perfil de Facebook que utilizamos para estar en contacto con nuestros “amigos”.

Lo primero que tenemos que preguntarnos es si podemos mantenerla viva día a día. Probablemente tengas otros canales, como pueden ser tu website, un blog, cuentas en Twitter o Linkedin, haces campañas de e-mail marketing. Si no puedes con todo, probablemente no la sacarás el partido deseado, ni a Facebook ni al resto. El trabajo puede ser abrumador. Y no hay nada peor que un canal de comunicación inactivo.

Si has decidido que vale la pena crearla el siguiente paso es darla a conocer. La promoción es básica para que tu página crezca. Utiliza tus canales para ello: un sitio relevante en tu web, con calls to action que inviten a compartir, la dirección en tu firma de correo electrónico, en los anuncios impresos, en tus folletos, catálogos, en tu material de promoción comercial y en tu tarjeta de presentación.

Fija claramente los objetivos que quieres conseguir; qué es lo que vas a publicar y que no, cuantos fans quieres tener, cuantos “compartir” quieres conseguir y siempre pensando quien es tu público objetivo y que es lo que espera recibir de tu empresa.

Responsabiliza a alguien para que se comprometa a mantenerla viva. Una persona; un estilo; una forma de expresarse. Todo ello da consistencia y coherencia a la página. Creo firmemente que uno de los mayores errores que se cometen, tanto da si en un website o en otras redes sociales, es creer que cualquiera puede publicar siguiendo sus propios conocimientos y estilo. Al final es un batiburrillo de personalidades diferentes y eso es lo que se transmite.

Recuerda que, para ayudarte a que tus Redes sean activas, dispones de herramientas gratuitas de gestión, como pueden ser HootSuite o TweetDeck, que te permiten programar para un momento determinado publicaciones y obtener análisis de quien te está siguiendo, número de

Tampoco te pases de actividad. Una o dos publicaciones diarias son más que suficientes para mantener viva tu página. Si bombardeas a tus “amigos” con numerosas publicaciones al día, acabarás aburriendo y que no presten atención a todo aquello que les tengas que decir.

Y ya entrando en materia, cuando publiques, intenta siempre añadir alguna imagen o video al mero texto. Piensa que, según algunos estudios de marketing, un texto con imagen o video tiene un 54% más de posibilidades de que se haga click que sólo texto plano.

No publiques exclusivamente sobre tu empresa, productos y servicios. Habla también sobre aquello que interesa a tus clientes. Ofrece contenidos de valor, útiles, interesantes, que consideren atractivo como para compartirlos con sus propios amigos.

Si hay comentarios, contesta siempre. Debes participar en el diálogo. Aquí no se trata de hablar a tus clientes, sino de hablar con ellos. Piensa que Facebook tiene que ser algo más que la caja de resonancia de la actividad de tu empresa (para eso ya tienes la web). Es un canal para interactuar con tus clientes, conseguir una mayor fidelización y llegar a nuevos clientes potenciales de forma indirecta.

Facebook es una página de amigos. Intenta compaginar información corporativa, con informes de nuevas tendencias y de actualidad e incluso atrévete a ser en ocasiones divertido. Y si creas algún sistema de recompensa para tus “amigos” con ofertas y promociones, seguro que la harás más dinámica y atractiva.

Intenta optimizar las publicaciones con las palabras clave que hayas determinado para tu empresa. Recuerda que Google también indexa las páginas de Facebook, por lo que es un valor añadido que aparezcas en los resultados de búsqueda y te permitirá un mejor posicionamiento.

Y por último recuerda que Facebook es para tus “amigos”, Intenta ser real, cercano, atiende a los consejos, soluciona las quejas de forma directa, gestiona los conflictos que puedan suceder, agradece las felicitaciones… Cuanto más auténtico seas, más gente se conectará con tu empresa.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Comunicación, Jaume Barris, Marketing, Opinión, Pymes, Redes Sociales y etiquetada , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s